Monday, January 05, 2009

Juego de damas en La Reina de la Noche, de Isis Whirt
Algunos de los poemas de mi libro Juego de damas fueron escritos en época tan lejana como 1965, y recuerdo que uno de ellos, "Mujer fatal", impresionó grandemente a Heberto Padilla, entonces sólo un amigo, quien a su regreso de Europa había vuelto a establecer contacto con la muchacha que en 1962 quedó también finalista junto a él en el Premio Casa de las Américas. Fue precisamente ese poema el que en principío nos unió, y tanto parecìa gustarle que años más tarde incorpora algunas de sus líneas en su poema "A Belkis, cuando pinta".
Pudiera decir que mi poesía creció a su lado, pues Heberto fue siempre un implacable crítico, lo mismo para mis versos que para mi prosa. Y también, extrañamente, tenía un especial ojo para el diseño, de modo que fue él quién guió mis primeros pasos en la confección del entonces incipiente Linden Lane Magazine. Desde la mesa de mi cocina en Princeton, Linden Lane Magazine, diseñado con goma y tijera, hasta hace sólo unos cuantos años, fue de muchas maneras su modo de expresarse artísticamente, aunque siguiera oyéndole aquel "yo no he venido a Estados Unidos a hacer un periódico en español", especie de protesta doméstica ante mi demora en servir la comida, ocupada como estaba con LLM. Jajaja. Pero asì era de contradictorio.
Los poemas de Juego de damas fueron todos escritos a la vez que los de Heberto de Fuera del juego. De modo que para 1968, ya existía en su totalidad mi libro y de ese modo partició en el Premio Casa de las Américas de 1968, donde quedó finalista con el voto del poeta mexicano Efraín Huerta. Algunos de estos poemas fueron seleccionados para la antología que publicó la Casa de las Américas bajo el título de 8 poetas.
La historia de los infortunios de mi libro son parte, creo yo, de un extraño karma que suele acompañarme. Y espero poder escribir esa palabra en pasado. Luego de la destrucción de mi libro, en 1971 --y menos mal que no me quemaron en la hoguera acusada de bruja--, el silencio se hizo total sobre nosotros. Y los amigos se perdieron.
Un año después nació mi hijo Ernesto, y durante esos meses de maternidad escribí una especie de diario, a ratos poético, la mayor parte del tiempo desolador, sobre mi vida de entonces, y lo titulé Proza de embarazada. Ahí está, como muchas otras cosas, guardado en la ineditez. Lo sumé a mi manuscrito Diario de una escritora con jardín, donde cuento mis experiencias como escritora en la llamada Zafra de los 10 millones. A nadie le ha interesado todavía publicarlo, y a la verdad, uno va perdiendo fuerzas con eso de encontrar editor, porque primero tienes que encontrar agente literario, y casi todos andan siempre muy ocupados. Y yo también.
Digo todo esto para sazonar un poco el tema sobre mi libro Juego de damas, publicado 30 años después en este país, gracias al esfuerzo personal del profesor y crítico Carlos Espinosa. Pero debo añadir con justeza, que una selección de Juego de damas fue traducida por Pamela Carmell y publicada en edición bilingüe por Unicorn Press, en 1987, bajo el título Woman in the Front Lines.
Ahora, Isis Whirt, esa extraordinaria ensayista y crítica de ballet, me ha hecho el regalo de seleccionar algunos de los poemas de Juego de damas, para su blog La Reina de la Noche, y aquí les pongo el link:

http://isis-lareinadelanoche.blogspot.com/2009/01/poemas-de-belkis-cuza-mal-juego-de.html#links

Días atrás, Teresa Dovalpage, la T, como gusta llamarse también, publicó una reseña de mi otro libro de poemas, La otra mejilla (Ediciones ZV, Lunáticas, Paris, 2007), en el blog Belascoaín y Nepturno, de Alexis Romay, y aquí va también el link:



Para ambas, mis bendiciones y agradecimiento. De verdad que soy persona agradecida y me conmueven mucho los actos de amor.
!!Muchas bendiciones para todos en este 2009, siempre lleno de esperanzas!!!

4 comments:

Isis said...

Querida Belkis, es uno quien te agradece, y yo, por la poesía, por tu luz, por ese alto espíritu que encarnas.
Me conmueve mucho que hayas hecho este post único.
Que Dios te bendiga sin fin.
Besos.

Belkis Cuza-Malé said...

Gracias, mi querida Isis, por tus palabras. Lo que se dice con el corazòn vale màs que las riquezas del mundo. Eres uno de esos seres de luz que alumbran todo lo que tocan.

Un abrazo y de nuevo muchas bendiciones,

Belkis

Eufrates del Valle said...

Lo habia leido en la noche de la Reina. Penetraron profundamente, por esa luz de tu poesia, por la epoca en que fueron escritos, por la vigencia.

Teresa said...

Mujer, acabo de descubrir tu blog, qué bueno esté esto. Es que yo todavía ando a tropezones por la blogosfera cubana...Ahora voy a leer tus poemas en el de Isis.